Justicia | agustín ávila | Jesús María | asesinato

"Que paguen las consecuencias", pidió el padre de Agustín Ávila entre lágrimas

Familiares del adolescente asesinado en Jesús María marcharon este martes en reclamo de justicia. "Que se haga justicia por él", suplicó su padre Gustavo.

"Me lo quitaron en un segundo, me mataron en vida. Queremos justicia. No puede quedar en nada", expresó conmpungido Gustavo, acompañado por familiares y amigos del joven asesinado. "Que paguen los que estuvieron involucrados. Que no haya otro Agustín más. Le pido a la gente que está acá, todos tenemos hijos. Pongamos un poquito cada uno, porque hoy soy yo y mañana son ustedes", aseguró.

El papá de la víctima luego agradeció a los presentes por "tomarse el tiempo" de apoyar la causa. "Con eso de las leyes, sinceramente, con lo que hizo, si no es imputable que se hagan cargo los padres. Yo no les enseño a mis hijos a matar. Si ellos hicieron lo que hicieron, que paguen las consecuencias. Que vayan los padres. Y sino, que vaya preso hasta los 18 y después lo condenen", continuó con su reclamo.

gustavo avila2.jpg
Foto: La Voz.

Foto: La Voz.

Ávila también apuntó contra la Fiscalía a cargo del caso y pidió que se realicen más arrestos. " ¿Cómo puede ser que de 20 personas haya dos detenidos? No fue uno, fueron 20. Quiero que se haga justicia por él, no voy a descansar en paz hasta que se haga justicia", enfatizó.

"Todavía estoy esperando que vuelva, esa juntada que dijimos que ibamos a hacer, nos íbamos a tomar un fernet o una sangría. Y no lo voy a ver nunca más. Que no pase nunca más esto. Acá estoy con ustedes, por la gente y por mis hijos, pero no dejemos que pase esto", cerró, con la voz quebrada por el dolor, el papá de Agustín.

El joven fue atacado el domingo a la madrugada cerca de donde se desarrolla el Festival. Tras el crimen, su mamá contó que fue agredido por una patota de 20 personas que le habían robado una gorra: "No estaba con ningún grupo de amigos" contó la mamá y agregó que estaba con la familia: "madre, padre, hermanos, tíos, sobrinos, primos". También estaba presente un amigo.

"Estábamos paseando atrás del festival, como todo el mundo; no salimos a ningún boliche. Le robaron una gorra, eso fue lo que empezó todo. Fueron 20 chicos y chicas contra mi hijo, hasta que uno le clavó algo en el cuello", narró la mujer.

El Ministerio Público Fiscal y el Juzgado de Control, Niñez, Juventud y Penal Juvenil y Faltas de Jesús María, a cargo de la Dependencia de Feria, se encuentran investigando los hechos.

Por el trágico hecho, si bien en principio la Policía procedió a la detención de 20 personas, sólo permanece en esa condición un menor de 15 años, alojado en el Complejo Esperanza, y sindicado como el autor de la muerte mediante el empleo de una navaja.

Dejá tu comentario