aislamiento | Medidas | testeos

El Gobierno nacional estableció más limitaciones fronterizas

Quienes regresen al país entre el 1° de julio y el 31 de agosto deberán aislarse en lugares establecidos por el Estado y testearse. Los gastos corren por cuenta del viajero.

El Gobierno nacional prolongó algunas medidas y estableció nuevas disposiciones para los ingresos al país. Las fronteras continúan cerradas al turismo. Todo aquel que no sea argentino y quiera ingresar al país con el propósito de hacer turismo no podrá hacerlo.

Continúan suspendidos los vuelos provenientes de: Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte; Chile; Brasil; India; países africanos y Turquía

Las autoridades fijaron un cupo de 600 pasajeros diarios para el ingreso al país e informaron que todo el protocolo necesario para el regreso al país estará a cargo del viajero.

Quienes regresen del exterior entre el 1° de julio y el 31 de agosto, están obligados a aislarse en los lugares que determinen los gobiernos provinciales y de CABA, durante 10 días, contados desde el testeo realizado en el país de origen. La estadía en los lugares de aislamiento estarán a cargo del pasajero.

Los viajeros/as deberán hacerse un testeo para poder abordar el avión con destino a la Argentina. Además, deberán hacerse un testeo al llegar al país y otro testeo al séptimo día de ingreso. Todos los testeos y la estadía en los lugares de aislamiento estarán a cargo del pasajero.

Quienes resulten positivos, al ingreso al país deberán realizar otro testeo de

secuenciación genómica y, junto con sus contactos estrechos, cumplir aislamiento en los lugares que indiquen las autoridades nacionales, hasta su traslado seguro hasta la residencia si correspondiera.

Las autoridades controlarán que quienes regresaron de viaje estén cumpliendo el aislamiento en sus domicilios y se radicarán denuncias penales en caso de verificarse el incumplimiento del aislamiento, de acuerdo con los arts. 205 y 239 del Código Penal, por violación a medidas contra epidemias y desobediencia a autoridad pública, sancionadas con prisión de seis meses a dos años y con prisión de quince días a un año, respectivamente.

Dejá tu comentario