Schiaretti | Córdoba | Carlos Paz

Schiaretti cerró la gira en Villa Carlos Paz buscando fortalecer el interior

El gobernador volvió a dar su respaldo ayer a Vigo y De la Sota: "Acompañemos a quienes saben plantarse para defender a Córdoba". El acto de campaña se desarrolló en el distrito al que pertenece el albertista Caserio.

Juan Schiaretti cerró ayer en Villa Carlos Paz la gira electoral que se inició en Río Cuarto y que también tuvo como epicentros a las ciudades de San Francisco y Villa María, buscando fortalecer el interior provincial, con miras a las Paso.

“Acompañemos a quienes saben plantarse para defender a Córdoba”, arengó el gobernador en su discurso.

Schiaretti estuvo acompañado por las candidatas de las listas de Hacemos por Córdoba, Alejandra Vigo y Natalia de la Sota, y el vicegobernador Manuel Calvo. También participó el intendente de Cosquín y candidato a diputado, Gabriel Musso.

Después del masivo acto que se hizo por Zoom, el mandatario provincial, que se puso al frente de la campaña, encabezó una serie de encuentros electorales en el interior cordobés, que en las dos décadas de gobierno que lleva el PJ de Córdoba en la provincia siempre le dio la derecha.

La estrategia consistió en blindar dicho territorio frente al avance del Frente de Todos, que también mantiene relaciones institucionales con los intendentes a través de la Secretaría de Obras Públicas de la Nación que comanda el villamariense Martín Gill.

Los discursos de las candidatas Vigo y De la Sota tuvieron tono federal.

“Carlos Paz es sinónimo de turismo y hoy Córdoba es el principal destino turístico de la Argentina”, afirmó Schiaretti.

En tanto, los mensajes de Vigo y De la Sota fueron eminentemente federalistas.

“Vamos a trabajar como lo hacemos en Córdoba: hablando poco, peleando nunca y haciendo siempre. Vamos a dar batalla en el Congreso para bajar las retenciones al agro y que sean a cuenta de Ganancias, así los recursos vuelven a Córdoba. Exigir el presupuesto que nos corresponde y generar una ley de redistribución de los subsidios para los servicios y el transporte con un criterio federal y poblacional. Eso es lo justo para el interior”, expresó Vigo.

Y, por su parte, De la Sota afirmó: “Las diferencias entre el interior y Buenos Aires no sólo no son una discusión vieja, sino que representan una deuda histórica. Es momento de ponerlas sobre la mesa y discutirlas de verdad, sin agravios ni insultos, sólo con la vocación de alcanzar consensos y acuerdos.

El último acto de Schiaretti por el interior se desarrolló en pleno corazón del Valle de Punilla, el distrito electoral al que pertenece el senador peronista Carlos Caserio, quien va en busca de su reelección por el Frente de Todos.

Dejá tu comentario