Cordobazo | trabajadores | Argentina

Memorias de una lucha con consecuencias inmediatas e históricas

Hoy el contexto es completamente diferente pero los trabajadores continúan ejerciendo su derecho al reclamo por la mejora en sus condiciones laborales y de sus salarios.

Por Malvina Tosco

El Cordobazo se gesta en un contexto político y social a nivel mundial muy diferente al actual. Después de la Revolución Libertadora que deja al peronismo proscripto, intentado ser breve en el relato, sigue la Revolución Argentina que destituyó al Presidente Arturo IIlia.

En ese contexto y durante su Gobierno, el dictador Juan Carlos Onganía utilizó mecanismos de control sobre los procesos sociales tales como la represión, la intervención de las universidades y sindicatos, congelamiento de salarios, ajuste a las jubilaciones y pensiones, y toda la sociedad sufrió las mecánicas represivas llevadas a cabo por Onganía.

Lo que sucedió durante el Cordobazo es que la sociedad expresó su repudio a las políticas impuestas por el dictador en las calles. Hubo un hecho determinante que fue el asesinato de Máximo Mena (obrero del Smata). Esto encendió los ánimos y ahí se produjo una revuelta popular que fue el golpe final para el mandato de Onganía.

La situación durante la autodenominada “Revolución Argentina”era conmocionante en todo el país porque esta dictadura se cargaba con las vidas de estudiantes. Tal es el caso de Santiago Pampillón, estudiante mendocino que estaba en Córdoba cursando Ingeniería y además era trabajador de IKA Renault, mi viejo decía que era la síntesis de la unidad del movimiento obrero y el estudiantado por su doble condición de estudiante y trabajador. La conmoción era nacional: en Rosario, la muerte del estudiante Adolfo Ramón Bello desencadenaría el Rosariazo, y a su vez, en esta revuelta caería abatido Luis Blanco, estudiante de secundario y aprendiz obrero. También en Corrientes asesinaron al estudiante Juan José Cabral. Todos estos, ultimados por las fuerzas policiales.

Mi papá pregonaba un proyecto de país con Industria Nacional, con soberanía territorial y económica. Recordar el Cordobazo es una forma de traer al presente las luchas de aquellos años. Sin embargo pienso que hoy las entidades gremiales deberían profundizar su trabajo para que sus trabajadores conozcan lo que sucedió y cómo el Movimiento Obrero organizado de Córdoba junto al estudiantado en el año 69 derrocó una dictadura.

Las luchas sociales suceden en Democracia

Hoy la situación es completamente distinta: Argentina goza 35 años de Democracia y, si bien el contexto es demasiado distante para que se produzca otro Cordobazo, los trabajadores continúan ejerciendo su derecho al reclamo por la mejora en sus condiciones laborales y de sus salarios.

Dejá tu comentario